¡Pide presupuesto gratis!

Tras la entrevista al deportista Saúl Craviotto, todo un campeón olímpico, y con Veneatra, una traductora de origen sioux, seguimos con una entrevista a Elena Rodríguez Blanco, co-fundadora de AnoderWorld, una consultoría de emprendimiento social nacida en 2012 en Barcelona. ¿Quieres ver lo que nos cuenta?     Nombre: Elena Rodríguez Blanco Edad: 31 años

1.- ¿Cómo surgió AnoderWold? ¿Y cómo recuerdas los comienzos?

AnoderWold tiene sus inicios, con nombre y apellido, en julio de 2011, pero su historia comienza mucho antes. Clara Navarro, mi socia, y yo, nos conocimos en Londres en 2009, y pasamos horas hablando sobre la innovación social y cómo el emprendimiento podría ser una ‘posible’ solución a algunas problemáticas de España. En aquel momento tuvimos algunas ideas, pero nuestros caminos se separaron momentáneamente. Yo fui a Costa Rica durante unos meses a montar mi primera empresa social, Bloom Microventures, una empresa social que utiliza el turismo responsable para ayudar el desarrollo económico de zonas desfavorecidas a través de las microfinanzas. Ella regresó a Barcelona. Cuándo Bloom Microventures arrancó, decidí volver a España a implementar otras ideas de emprendimiento social en Barcelona. En aquel momento volví a contactar con Clara, y comenzamos a trabajar juntas en diversos proyectos. Entendimos que la problemática del ecosistema del emprendimiento social no era la falta de apoyo, sino la generación de una cantera de innovadores sociales, con las herramientas adecuadas para poder solucionar los problemas que tenían más cercanos. Decidimos montar AnoderWold, con el objetivo de democratizar la innovación social, es decir, crear ‘Otro mundo’ a través de empresas y personas felices.

2. ¿Qué significa para ti la emprendeduría social?

Tema muy debatido entre académicos, investigadores, y aquellos que somos emprendedores sociales. La realidad es que emprender es una actitud, una forma de ver la vida, y sobretodo de vivirla. Emprender socialmente, significa que lo que pones en marcha crea valor para la sociedad y el medio ambiente por encima de tener un interés puramente económico. Es decir, el emprendimiento social es una empresa sostenible, con un modelo de negocio claro, que busca resolver problemas sociales y preferiblemente con gran impacto. No es una estructura legal específica y las líneas entre una empresa social o no social suelen ser muy grises, pero la diferencia existe cuando entiendes que el propósito y misión de aquella empresa no es maximizar su rentabilidad únicamente, sino resolver un reto que afecta a la sociedad, y a la hora de tomar decisiones, opta por la que crear mayor impacto social, no meramente económico. En España, contamos con ejemplos muy interesantes, como Social Car, SomEnergia, Txita, y muchas otras.

3. Un consejo para aquellos que quieran poner en marcha una empresa u organización social…

Querer fracasar. Estamos entre todos experimentado nuevas formas de hacer las cosas, de cambiar la fórmula tradicional de la empresa que actualmente no funciona dentro sistemas que tampoco funcionan. Por lo tanto, cuando tenemos una nueva idea, lo mejor es intentar sacarla al mercado lo antes posible, pensando en que con ese experimento vas a fracasar y a aprender, por lo que el experimento lo tienes que hacer con prototipos muy económicos. Para explicar servicios a clientes muchas veces salimos a la calle con Legos o algún cómic que hemos dibujado. Tomas apuntes de lo aprendido y lo vuelves a hacer. Compartir la idea con el máximo número de personas para validarla y trabajar en equipo te ayudarán durante ese fracaso. En AnoderWold trabajamos con design thinking, lean startup, y otras fórmulas que te ayudan en este proceso.

4. En AnoderWold estáis convencidos de que para hacer un mundo mejor hay que atreverse a pensar de forma diferente, ¿cuáles son las claves?

Recientemente he escrito un libro Innovando para el Cambio Social: De la Idea a la Acción donde detallo elementos claves para aprender a innovar, es decir, ¿cómo se nos ocurren las ideas?. Algunas de estas claves que recomiendo en el libro son:

Pensamiento Asociativo. Se refiere a la habilidad cognitiva de asociar información aparentemente no relacionada entre sí para crear nuevas ideas. Esta capacidad es única y personal ya que tendemos a relacionar datos de todos los ámbitos de nuestra vida y la diferente forma de absorber, procesar y combinar esta información que puede tener resultados creativos infinitos. Es pensar en cómo pensamos y crear a partir de la intersección de diferentes sistemas de oportunidades.

Tener un ojo atento. El simple hecho de observar constantemente con atención el mundo que nos rodea, estando dispuestos a localizar pautas y tendencias, patrones singulares, analizando y comparando comportamientos. Es el arte de convertirte en un antropólogo que se relaciona y estudia a su vez el entorno y las personas.

Desafiar el status quo a través de preguntas. Se basa en la curiosidad y la pasión por desafiar lo que ya existe, es una fuente de creatividad. Sin embargo, encontrar la pregunta ‘correcta’ es la clave, como concluyó Einstein, “la formulación de un problema a menudo es más importante que su solución”.

Compartir los concimientos a través de una red. Este elemento no habla del concepto de ‘networking; que hemos desarrollado a través de los años, en los cuales intentamos buscar recursos que favorezcan a nuestra organización. Más bien, se habla del ‘networking’ de ideas, de construir puentes hasta un área de conocimiento diferente mediante la interacción con alguien que no suele estar en nuestro entorno.

Experimentar y repetir. Es un elemento que practicamos desde que somos niños.

Con experimentos radicales de prueba y error hemos usado el mundo como laboratorio y logrado grandes descubrimientos, como el caminar, que a base de caernos y levantarnos vamos ganando balance y estabilidad hasta llegar a nuestros primeros pasos.

5. Tu próxima meta: Traer las gafas de la ‘innovación social’ a estudiantes universitarios en Europa.

6. Un sueño por cumplir: Subir una montaña de 6000 metros de altura. El año pasado hice 5000 😉

7. Tu palabra favorita en inglés: Momentous.

8. Un deseo para 2013: Que cada persona en España pueda llevar al menos un sueño suyo adelante este año.

Deja un comentario